Autor: Esther M. de Prádena

PASAPORTE PARA ANIMALES DE COMPAÑÍA

(mi experiencia con Bleik)

Como buena familia viajera que somos, no debemos olvidar que nuestra mascota también tiene que disponer de su Pasaporte para viajar con nosotros, ¡Bleik acaba de conseguir el suyo!.

Es muy importante que tengamos en cuenta antes de viajar a alguno de los países de la UE, que nuestro perro (en este caso) necesita estar identificado y vacunado convenientemente, según exigen las normas comunitarias.

Os explico brevemente nuestra experiencia antes de emprender nuestro viaje en coche a Francia con Bleik, nuestro cachorro de 5 meses. Además, si vuestra mascota va a montar en avión u otro medio de trasporte terrestre o marítimo, deberéis consultar las normativas en cada caso.

Bleik debe ir identificado con un microchip o tatuaje (anterior a 3 julio 2011). Debemos asegurarnos que están homologados por la UE. En nuestro caso, nuestro “torbellino” va identificado con un microchip. Debemos saber dónde está colocado y que aparezca claramente en su pasaporte la numeración del mismo.

Además, no podremos viajar con nuestro amigo peludo si es menor de 3 meses de edad. En este caso creo que además de por un motivo legal, también por un tema de lógica pura y de responsabilidad hacia nuestro cachorro, y es que debemos esperar a que tenga todas las vacunas puestas antes de pensar en “viajar” ni a la puerta de la calle con él.

El veterinario será el encargado de facilitarnos el pasaporte físico y de especificar en él fechas de administración de las vacunas, además de ir firmadas y selladas claramente. Con carácter general, la vacuna de la rabia es la más importante, aunque no debemos olvidar aquellas que sean obligatorias dependiendo del país que visitemos.

Respecto a la vacuna antirrábica, debemos cerciorarnos que esté al día y que hayan transcurrido 21 días desde la fecha de la última administración, antes de salir de España. En muchas ocasiones la desparasitación interna y externa también es obligatoria.

Y por supuesto, además de cumplir con todos los requisitos legales, debemos tener en cuenta la idiosincrasia de cada país, ser tan respetuosos como en nuestro país de origen y siempre dar el mejor ejemplo de responsabilidad y educación cívica.

Aunque lentamente, y no en tantos lugares como nos gustaría, cada vez más se admiten nuestros animales en más lugares públicos como hoteles, restaurantes, playas, esperando que algún día no exista ningún límite para ellos. Ya que según sentimos todos los que los amamos, son parte importante de nuestra familia y queremos disfrutar con ellos en cualquier parte del mundo.

Booking.com

AVISO LEGAL    -    PRIVACIDAD    -    COOKIES    -    CONDICIONES DE CONTRATACIÓN    -    CONTACTO  

viajeradeprofesion.com © 2019  Todos los derechos reservados